Cuba investiga factores de riesgo del mal de Alzheimer

La pesquisa es realizada por el Centro de Estudios del Alzheimer de la Universidad de Ciencias Médicas en La Habana y del Ministerio de Salud Pública, ante la necesidad urgente de profundizar en el estudio de las demencias, sus factores de riesgo, probables causas e impacto en las familias.

El Doctor en Ciencias Médicas, Juan Llibre, presidente de la Sección Cubana de Alzheimer, dijo a la prensa que al ser Cuba un país en vías de desarrollo con indicadores de salud similares a naciones del primer mundo, y por tanto con un rápido envejecimiento de su población total, este proyecto adquiere una importancia vital.

“La investigación permite estimar el número de personas enfermas y trazar estrategias de salud dirigidas tanto a los pacientes como a sus familias, además de trabajar en la prevención y el desarrollo de servicios de salud”, señaló el experto. El proyecto, galardonado como investigación aplicada en el XXXVI Concurso Premio Anual de la Salud 2011, es reconocido por la Asociación Mundial de Alzheimer como uno de los estudios más importantes que se realizan sobre el tema, Como parte de la investigación, los médicos cubanos detectaron una elevada frecuencia de enfermedades crónicas no trasmisibles en los adultos mayores estudiados y constataron los diversos factores de riesgo a que se asocian las demencias.

“Entre ellos sobresalen la edad avanzada, los antecedentes familiares o susceptibilidad genética, la hipertensión arterial no controlada, la diabetes mellitus, los trastornos lípidos, la obesidad entre los 40 y 50 años, el hábito de fumar, las enfermedades cerebro-vasculares, así como la poca estimulación intelectual y falta de actividad física”, precisó Llibre.

Frente a esos retos, el Sistema de Salud Pública cubano ha potenciado en los últimos años un conjunto de estrategias preventivas, con el fin de reducir los factores de riesgo, y con ello el impacto del envejecimiento.

Impulsados por las autoridades sanitarias, numerosos espacios se han abierto para incentivar la actividad física tanto en niños, jóvenes como adultos mayores, y fomentar estilos de vida saludables. Llibre explicó que aunque en la actualidad no existe cura para el Alzheimer y otras demencias, su curso puede hacerse más lento mediante tratamiento.

Al respecto, el especialista insistió en la importancia de incrementar la promoción, información, capacitación de los profesionales de la salud y educación de las familias en el rol que representan ante la prevención y el diagnóstico temprano de la enfermedad.

“Está demostrado que los cursos y programas dirigidos a la familia la preparan para enfrentar las diversas fases del Alzheimer, reducen el estrés de los cuidadores y mejoran la calidad de vida”, precisó. Para Llibre hay elementos que resultan protectores y esenciales, como la actividad intelectual y física mantenida, que permiten la estimulación cognitiva, así como el intercambio social en la edad avanzada de la vida.

“La participación activa en los Círculos de Abuelos es, por ejemplo, uno de los elementos motivadores para enfrentar nuevas tareas con el envejecimiento”, explicó en referencia a los grupos de ancianos que cada mañana se reúnen en los parques para hacer ejercicios, pasear e intercambiar. Como consecuencia de un gradual proceso de envejecimiento demográfico en los últimos 20 años se aprecia en el planeta un incremento de las demencias, entre ellas el Alzheimer, considerado por numerosos especialistas como la crisis más trascendente para la salud mundial en el siglo XXI.

Cuba no escapa a ese proceso, pues en la actualidad es el segundo país más envejecido de América Latina, con un 17, 9 por ciento de su población, unos dos millones 14.000 personas, por encima de los 60 años de edad, etapa de la vida donde aumenta la probabilidad de desarrollar esa enfermedad.

Pulse Aquí a la Fuente

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>